Programa de Rehabilitación

El Programa de Rehabilitación proporciona una visión global de las necesidades de intervención, prioridades y los costes orientativos.

Para gestionar las intervenciones que se tienen que realizar en los edificios que presenten algún tipo de deficiencia se tiene que disponer de un Programa de Rehabilitación. Este documento es obligatorio en los edificios que hayan pasado la Inspección Técnica de Edificios de Viviendas-ITE- y en el que se haya detectado alguna deficiencia.

El Programa de Rehabilitación es el documento en el que la propiedad se compromete a realizar las actuaciones necesarias para subsanar las deficiencias. Mediante el establecimiento de una programación de las actuaciones necesarias de rehabilitación, conservación y posibles mejoras que se deben realizar en el edificio, a partir de la información contenida en el Informe ITE que contribuirán a incrementar los estándares de calidad en cuanto a seguridad, salubridad, accesibilidad y eficiencia energética.

El Programa de Rehabilitación proporciona a la propiedad una visión global de las necesidades de intervención en el edificio, las prioridades y los costes orientativos. Esto permite prever las actuaciones y constituir un fondo de reserva específico para poder hacer frente a los gatos necesarios para la ejecución de las obras, que se podrán ejecutar por fases, siempre priorizando la reparación de las deficiencias según su gravedad.

El plazo máximo para aprobar el Programa de Rehabilitación depende de la gravedad de las deficiencias relacionadas con el Informe ITE y aparece indicado en la parte posterior del certificado de aptitud del edificio.

El Programa de Rehabilitación tiene que estar supervisado por un técnico competente.

 

Pide ayuda a un técnico de cabecera

El técnico de cabecera es el profesional de confianza que organiza y gestiona la conservación del edificio. Confía en un técnico de cabecera la elaboración y la supervisión del Programa de Rehabilitación de tu edificio.